La Unidad de Atención de Salud se encuentra lista para recibir a los usachinos

El horario de funcionamiento de la Unidad de Atención de Salud es de lunes a viernes, de las 08.15 hasta las 18 horas. Fotografía de Rodrigo Pérez Muena.

La Unidad de Atención de Salud de la Universidad de Santiago retornó el pasado jueves 12 de abril a sus actividades, luego de más de dos meses de cierre debido a las remodelaciones de piso e instalaciones eléctricas, todo bajo los requerimientos y actualizaciones que exige el Ministerio de Salud para el funcionamiento de los centros de salud.

El recinto cerró sus puertas durante todo el receso del verano hasta la semana pasada, ante la decisión de las autoridades usachinas de iniciar un proceso de licitación en torno al piso del edificio. El cambio contempló un total de 1.500 metros, lo que incluyó pasillos, salas de espera y recintos de atención médica.

Los cambios producidos al interior del recinto usachino responden a la necesidad de actualizar las instalaciones, ya que el edificio funcionaba desde 1975 con el flexit original colocado desde su inauguración. De esta forma, un piso de vinilo termofusionado de alto tráfico, es la nueva base de la Unidad de Atención de Salud, el que cumple con todas las exigencias establecidas por el Ministerio de Salud.

Si bien el cambio sólo contemplaba el piso del edificio, en el transcurso de los trabajos, miembros del equipo se dieron cuenta de dificultades por las conexiones eléctricas y de gas antiguas que formaban parte de la Unidad de Atención de Salud. Esto trajo demoras en las labores, alargando el periodo por un par de semanas y sumando cambios en estas áreas al proyecto inicial.

Al respecto, la estudiante de periodismo, Paula Altamirano, se mostró preocupada debido a la situación: “Fui varias veces durante las primeras semanas de clases y nunca lo pillé abierto. Tampoco había información al respecto, sólo la gente que estaba haciendo los trabajos y que desconocía la situación”. 

El Doctor Pedro Raba, jefe del recinto, admitió el retraso en la apertura del edificio para la comunidad usachina. Sin embargo, también se mostró optimista de cara a la nueva faceta de los cambios: “Se encuentra en su fase de recepción final, lo que ha permitido que la Unidad de Salud reinicie sus actividades médico-odontológicas de atención a la Comunidad Universitaria a contar del jueves 12 de abril”.

Es así como la Unidad de Atención de Salud da el vamos a su año 2018, esperando poder dar la mejor atención a toda la comunidad usachina, a través de servicios de medicina general, endocrinología, nutriología, cirugía menor, gastroenterología, traumatología, fisiatría, ginecología-obstetricia, psiquiatría y odontología general.