“Porque las mujeres abortamos: ABORTO LIBRE, SEGURO Y GRATUITO AHORA”

Vocalía de Género. Fotografía de Stefano Buscaglia Fernández.

“A partir de la convocatoria realizada por la Coordinadora Feministas en Lucha, se hace necesario plantear como estudiantes de la USACH la realidad actual de cómo se nos niega nuevamente el derecho a decidir para las mujeres, sea tanto dentro de nuestros espacios como fuera de ellos.

Las mujeres abortamos en diversos contextos y por diversos motivos, siendo una práctica que es innegable de reconocer en el día a día y que como acto no dejará de ocurrir. La desigualdad social se manifiesta en las notorias diferencias entre quienes pueden acceder directamente a la salud en las clínicas privadas y quienes terminan realizándose abortos de manera clandestina e insegura, haciendo de esto un tema de clase, que se agudiza aún más si son mujeres migrantes. Se nos cuestiona por el Estado y la Iglesia Católica continuamente el cómo llevamos nuestras vidas, nuestras decisiones y nuestros cuerpos, apelando a la moral de la protección del feto que está edificada bajo un sistema patriarcal que restringe nuestras libertades y que nos condena a cumplir un rol preestablecido de ser madre, pero al momento de nacer, no logran garantizar los derechos esenciales para que tanto las mujeres como él/la recién nacido/a podamos vivir de forma digna.

Son estos sectores, los conservadores, quienes se encargan de satanizar transversalmente nuestra demanda, haciendo una alianza autoritaria y represiva que solo logra aumentar la cantidad de mujeres muertas, que nos criminaliza por querer decidir por nosotras mismas condenándonos en las cárceles y reproduciendo una estructura cultural machista que nos culpa por la manera en que decidimos vivir y gozar nuestra sexualidad. Por lo mismo, tampoco podemos aprobar que el proyecto de ley de aborto “tres causales”, ya sea inviabilidad del feto, violación y riesgo vital de la madre, propuesta por la Nueva Mayoría, sea suficiente para subsanar este problema, puesto que solo un 3% de la población será beneficiaria de esta política, limitando a las mujeres sean cual sean sus motivaciones y a la larga solo seguirá perpetuando el aborto clandestino. Además, el hecho de que ha sido una ley discutida a puertas cerradas en el Congreso, por partidos políticos que han ignorado al movimiento feminista y la opción de decidir libremente sobre nuestros cuerpos y vidas, han declarado a destajo posturas misóginas en todos los medios de comunicación, y que para remate, actualmente su tramitación se encuentra congelada dentro de la Cámara del Senado.

Por lo anterior y muchas más razones, no podemos avalar que el aborto vaya de la mano de la moral conservadora. Debe pasar a ser una temática sobre políticas en derechos sexuales y reproductivos, deben dejar de perseguirnos y nos deben asegurar un acceso seguro, gratuito e informado para abortar; donde los movimientos sociales seamos parte de una demanda que implica la libertad de las mujeres, que erradiquen la violencia estatal hacia nuestros cuerpos, otorgándonos la defensa de nuestras vidas por sobre la continuidad de nuestras muertes para que así dejemos de soportar prácticas patriarcales de un país machista, conservador y racista.

Es por ello que como comunidad de la USACH no podemos desligarnos de la coyuntura de discusiones que se está dando a nivel nacional ni mucho menos omitir los problemas que puedan estar teniendo funcionarias, académicas o estudiantes de nuestros espacios al pasar por la decisión de abortar, por el contrario: debemos empezar a educarnos para poder educar a nuestra comunidad, continuar fortaleciendo la organización feminista, creando instancias de formación y debate, basados en una educación no sexista, saliendo a las calles para exigir la garantía de un aborto libre, seguro y gratuito.

Así, como Vocalía y como delegadas de género de nuestra Asamblea hacemos el llamado a la comunidad universitaria a marchar este 25 de julio en Plaza Italia a las 18 horas.

Saluda,

Stefano Buscaglia Fernández, Vocalía de Género y Sexualidades USACH,

María Fernanda Gabélic, Vocalía de Género y Sexualidades USACH,

Ninoska Cruzat, Delegada de Género de Pedagogía en Castellano,

Javiera Torres, Delegada de Género Ingeniería Informática,

Camila Llanza, Delegada de Género Pedagogía en Química y Biología,

Antonia Gutiérrez, Delegada de Género Psicología,

Christian Jáuregui, Delegado de Género Ingeniería Civil Mecánica,

Amanda Díaz Rojas, Delegada de Género Pedagogía en Inglés,

Javiera Yáñez González, Delegada de Género de Medicina

Catalina Herrera Martínez, Delegada de Género Ingeniería Industrial

Javiera del Valle Montaña, Delegada de Género Licenciatura en Química

Natalia Guiñez Wallis, Delegada de Género Enfermería

Claudia Marín Zúñiga, Delegada de Género Licenciatura en Lingüística aplicada a la Traducción

Amanda Mitrovich, Delegada de Género Licenciatura y Pedagogía en Historia y Ciencias Sociales

Taide Zaror Fernández, Delegada de Género Bachillerato en Ciencias y Humanidades

Belen Zamorano, Delegada de Género Periodismo

Felipe Rojas Coñopan, Delegado de Género Ingeniería Civil en Metalurgia

Andrea Madariaga, Delegada de Género Pedagogía en Filosofía

Gustavo Celis, Delegado de Género Obstetricia y Puericultura”

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.